Moschiach volverá en Sucot. Cuando Él regrese, la mayoría de ustedes estarán escondidos y muy perseguidos.

En ese momento, serán liberados PARA SIEMPRE. Las desolaciones de Jerusalén, y de todo Israel, para siempre terminadas [Daniel 9:2].

La trompeta de Moschiach se tocará en Yom Kippur, 2024 [final del 5784], proclamando libertad en todo el país, y en todo el mundo. Será el Yovel o Jubileo del Mesías.

El Reino Eterno del Mesías será establecido en la tierra como en el cielo. Es en ese momento que el Reino será restaurado a Israel, y las 12 tribus ocuparán la tierra prometida para siempre [Génesis 15:18].

Judíos de todo el mundo [las 12 tribus] se volverán a reunir en Eretz Israel, y se establecerán en sus antiguas heredades, como Ezequiel proclamó [Ezequiel 36:11, capítulo 48].

El templo milenario será levantado y se inaugurará, y dedicará a Su gloria [Amós 9:11; Ezequiel capítulos 40 a 47].

David, una vez más, será rey sobre Israel [Oseas 3:4,5; Jeremías 30:7-10, Ezequiel 37:21-25].

Pero ANTES DE todo esto, habrá tribulación terrible durante 3½ años.

El arrebatamiento de los creyentes en Yeshua Ha Moschiach habrá ocurrido ANTES que los juicios de la tribulación comiencen.

Será precedido por un oscurecimiento del sol, la luna aparecerá de color rojo sangre. Y temblores grandes de tierra, mar y atmósfera, que desalojarán montañas, cambiarán de lugar las islas, y alterarán la geografía y la topografía [Apocalipsis 6:12; Joel 2:31].

No te dejes confundir por el hecho de que algunos “cristianos” se queden en la tierra. Ellos son cristianos sólo de nombre. La razón por la que se quedaron es que NO conocieron a Jesucristo (Yeshua), nunca lo recibieron en su corazón como Señor, Salvador y Dios. Tenían religión, pero no tienen a Jesús [leer parábola de las vírgenes en Mateo 25:1-12]. Sólo aquellos que tenían aceite, la unción del Mesías, Su Presencia permanente, Su Ruwach Ha Kodesh viviendo en su interior, fueron admitidos a la fiesta de bodas.

La tribulación traerá lo siguiente:

  1. La reaparición de Moshe y Eliyahu [Apocalipsis 11:1-7], al comienzo de la tribulación, como los Dos Testigos mencionados en Apocalipsis 11:1-7 y Zacarías 4:3,12.

Ellos permanecerán en la tierra hasta Shavuot y serán protegidos sobrenaturalmente. Serán también trasladados al cielo, desde el monte de Sión, por el mismo Yeshua en un rapto especial, poco después que el Anticristo comience a reinar [Apocalipsis 14:1-4]. En ambos casos, estos dos testigos están conectados a la construcción del templo.

Ellos poseerán poderes sobrenaturales y jugarán un papel prominente en la protección de Israel durante PARTE DE la tribulación, preparándolos para la gran prueba que tendrán por delante, también le dirán a los arquitectos israelíes de ese angustioso momento el sitio exacto donde estuvieron erguidos los dos templos antiguos (que no es el que se supone ser actualmente), guiarán y supervisarán la construcción del tercer templo, protegiéndolos de la oposición de los palestinos. 

Obviamente tendrán oposición férrea de parte de los árabes palestinos quienes se opondrán a la reconstrucción del mismo.  Sin embargo, dice la Biblia referente a ellos dos que “…si alguno quiere dañarlos, sale fuego de la boca de ellos, y devora a sus enemigos; y si alguno quiere hacerles daño, debe morir él de la misma manera”.  (Apocalipsis 11:7)

  1. El “sellar” de 144,000 israelitas, 12,000 de cada una de las doce tribus [Apocalipsis 7:1-8].
  2. La devastación nuclear de la mayor parte del mundo, incluyendo los Estados Unidos [Apocalipsis capítulos 8:7]
  3. LA TERCERA PARTE DE LA TIERRA SERÁ QUEMADA, ABRAZADA POR FUEGO (Apocalipsis 8:7).

Las únicas naciones que quedarán en gran parte intactas por esta primera serie de juicios divinos serán aquellas que bordean el Mediterráneo, siendo que estas formarán parte del reino del Anticristo.  Estas son las naciones que corresponden al territorio del antiguo Imperio Romano. [Daniel 7:24, 25]. Más adelante, a medida que la tribulación se está acercando a su final, los juicios de las copas de la ira de Dios están reservados principalmente para los moradores de dicha área del mundo [el trono de la bestia, Apoc. 16:10], el área donde se asentará la sede de su gobierno y señorío temporal.

  1. La destrucción DE UN TERCIO de la población mundial que quede en la tierra después del resultado de los 5 primeros juicios (los 5 primeros toques de trompeta) por activación y lanzamiento de un montón de misiles ya programados para ser activados a la hora, día, mes y año específico. [Apocalipsis 9:14-21]
  2. La tan anticipada y esperada construcción del tercer templo de Yerushalaim [Apocalipsis 11:1,2].
  3. Alejandro Magno (el bicornio, Iskander, Sikander o Megas Alexandros) subirá del abismo, y reaparecerá ante la faz del planeta resucitado de entre los muertos por un prodigio engañoso operado por Satanás por voluntad y obvio permiso de Dios (2 Tesalonicenses 2:9), quien le cederá la llave del abismo (Apocalipsis 9:1-2). La humanidad se asombrará de verlo vivo (Apoc. 17:8).

Pero él es la semilla de la serpiente profetizada en Génesis 3:15. No se dejen engañar amigos judíos.  A pesar de que él fue benigno con vuestro pueblo en su primera aparición en la tierra (ver el Talmud – Yoma 69ª y “Antigüedades de los Judíos” de Flavio Josefo, XI, 321-47), él es su enemigo y tratará de destruirlos en su segunda venida o reaparición.  El es Armilus, el enemigo de su pueblo.

  1. Fíjense bien, exactamente para esos días, ya habrán diez (10) reyes (hombres) gobernando sobre los territorios que dejó el último gran Imperio-Bestia, el antiguo Imperio Romano, y que son todos territorios que bordean el Mediterráneo [Daniel 7:24,25].

Cinco (5) de esos reyes estarán sobre la División del Oeste y los otros cinco (5) reyes sobre la División Este [Daniel 2:38-40]. Si el arrebatamiento de la iglesia ocurriera en Pesaj 2021, por ejemplo (a comienzos de la Primavera), su reino de 42 meses debiera estar comenzando alrededor de Mayo 21-22, 2021.

Una vez reaparezca, y la humanidad asombrada lo aclame (Apoc. 17:8), en medio de un mundo abrumado, convulsionado, devastado y destruído (primeras 6 copas de la ira, que lamentablemente incluirá un intercambio nuclear entre las superpotencias), en un momento de gran desesperación Alejandro ganará el apoyo de estos diez (10) líderes regionales, los confirmará como sus monarcas, pero en algún momento derribará (es decir, derrocará o depondrá) a tres (3) de esos monarcas dichas diócesis del antiguo Imperio Romano, no lo sabemos con certeza, pero probablemente se trate de las diócesis de Egipto, Oriente (que comprenderá Israel, Líbano, Siria y Turquía), y por último, a Roma.

Entrará y atravesará la tierra gloriosa dirigiéndose en campaña militar hacia el norte de Africa (Egipto y Libia), asaltará, saqueará y asesinará despiadadamente a cuanta oposición encuentre, y luego retornará con furia hacia Israel, el cual será el último bastión de resistencia.

Ahí es entonces, cuando Alejandro con los ejércitos de su coalición euro-asiática, entrará en su tierra Eretz Israel, los conquistará, sometiéndolos a la fuerza.

Esta vez, lamentamos decirlo, ni ustedes ni su ejército israelí podrán hacer absolutamente nada [Daniel 12:7].

Serán sometidos. Alejandro una vez irrumpa en Jerusalén con sus ejércitos (así como entró en Babilonia), crucificará a Moshe y a Eliyahu en la Plaza de Damasco (el mismo lugar donde el rabí Yeshua murió), venderá a la esclavitud a la mitad de la población judía de la ciudad que no atendió a las advertencias de Yeshua en Mateo 24:15, que escaparan a las montañas, entrará en el Sancta Santorum del recién edificado tercer templo, instalará una estatua (ídolo) de sí mismo (recuerden que ya una vez lo pidió al sumo sacerdote Iaddo (ver Guerushín, Cap. 1), se declarará a sí mismo “Dios” y exigirá adoración mundial (tanto de judíos como del resto del mundo gentil que haya quedado), bajo pena capital. Alejandro esta vez no vendrá como en el primer encuentro con ustedes.

Los dos testigos serán crucificados en Gólgota, al igual que Yeshua [Apocalipsis 11:7,8].

Por 42 meses Alejandro regirá al mundo.  NO SE DEJEN ENGAÑAR POR ÉL, hermanos judíos. Sus santos profetas advirtieron que esto iba a pasar [Daniel 7:6; Apocalipsis 13:2; Isaías 14:18,19].

Alejandro es aquel a quien vuestros hermanos cristianos llaman “el anticristo”, pues es a la vez tanto un falso Moschiach, como un anti-Moschiach que engañará a la gente haciéndoles creer que, debido a su fama histórica y sus credenciales militares de ser invencible, él podrá impedir la Segunda Venida de Jesús y que establezca su reino de mil años aquí en la tierra [Apocalipsis 13:4].

Él es la semilla de la serpiente, mencionada en Génesis 3:15,16.

Alejandro entrará en el tercer templo que, para entonces, estará reconstruido (aunque no terminado) y lo profanará, colocando una estatua [imagen] de sí mismo allí.

Cuando los que estén en Jerusalén y Judea vean (o se enteren de) esta abominación desoladora, de que habló su profeta Daniel, lo que deben hacer es huir de inmediato al desierto de Judea.

No se detengan por nada ni por nadie. No miren hacia atrás. Acuérdense de la mujer de Lot. Huyan al desierto, donde Dios ha preparado un lugar (en Petra, Jordania) para mantenerlos y guardarlos durante 42 meses, que será la duración del reinado de este malvado hijo de Satanás (Isaías 16:1-4; Apocalipsis 12:6).

Aférrense a su fe en Yeshua HaMoschiach, y a Su Santa Palabra, la Biblia (incluyendo su Brit Hashada).

Cuando esto suceda, recuerden que a partir de ese suceso (el abominable ídolo en el lugar santísimo del tercer templo que produce desolación), el inminente regreso de Yeshua para rescatarlos, y a establecer Su Reino Eterno, que sus santos profetas anunciaron, ocurrirá cuarenta y dos meses más tarde.

Los tres años y medio (3 ½) que precederán a la Segunda Venida de Yeshua HaMoschiach, a partir del comienzo del reinado global de Alejandro, serán espantosos.  Pueden leer todos los detalles en el Nuevo Testamento, en el libro de Apocalipsis, capítulos 13 a 17.  Busquen uno y léanlo.

La tribulación de aquellos días, será tan grande que el rabí Yeshua dijo que si aquellos días no fuesen “acortados” NADIE podría SOBREVIVIR [Mateo 24:22].

Sin embargo, por causa de los escogidos (o sea, de ustedes, que son descendencia de Avraham, Yitzhak y Ya’akov sus escogidos] serán acortados.

Hermanos israelitas “acortados”, no significa acortados en número de días, sino que la luz diurna de cada día se acortará, la luz del día será más corta de lo que usualmente es ahora [Apocalipsis 8:12]. De lo contrario, si Hashem Adonai no permite eso nadie de ustedes ni del resto de los goyim sobreviviría, ya que habrá una parte de la tribulación en que el sol se tornará muchísimo más caliente, y en algún momento en esos 3 ½ años, tampoco habrá agua para beber (para los sobrevivientes del mundo).

Yeshua también advirtió que no se dejaran engañar si alguien propaga el rumor falso de que el Mesías ha llegado y que está “en el desierto”, o en las “cámaras del interior” del templo, o en cualquier otro lugar (si la traslación ocurre en Pesaj 2021, ANTES DE octubre 14, 2024 (Mateo 24:26-27).

Cuando El regrese, todo el mundo lo sabrá. Ustedes hermanos judíos lo sabrán, puesto que será el Moschiach MISMO quien los llevará de nuevo a Jerusalén.

No se muevan de donde estén escondidos. Permanezcan en su escondite. Manténgase en Petra, Jordania, y en sus alrededores, donde estarán seguros, hasta que el Mesías regrese desde Meguiddo, y los rescate.

Shalom. Su Gracia y Su Paz sean con ustedes.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .