El Proyecto Arpa del Templo: otro paso para reconstruir el templo.

El tercer templo será profanado por Anticristo, quien pondrá la Abominación Desoladora en su altar de sacrificio, incluso antes de que se termine su construcción (Mateo 24:15).  El templo ni siquiera será terminado cuando sea profanado.

De más esta decir, que no será una ocasión feliz.  Según las Escrituras, él entrará en el templo en Tishá B’Av, el día más sombrío del calendario hebreo, que conmemora la destrucción de los dos templos anteriores (Daniel 8:13-14), y colocará la Abominación allí en algún momento después.

El Templo de Salomón se llenó con la música de 4,000 arpas y una notable pareja ha estado en un viaje de por vida para devolver esa música a tiempo para el Tercer Templo.   Alaba a Hashem con la lira; con el arpa de diez cuerdas canta para él.  (Salmos 33: 2)

Recientemente lanzaron un video que representa el cumplimiento largamente esperado del Salmo; un niño judío que regresaba a Israel sacando un arpa de un sauce donde sus antepasados ​​la habían colgado al salir al exilio.

La historia de Micah y Shoshanna Harrari es un microcosmos del exilio judío. Como una joven pareja a principios de los ’70, deambularon por los Estados Unidos, viviendo en chozas, tiendas de campaña, tiendas de campaña y algunas veces durmiendo afuera.

templeharpaug242018

“Estábamos buscando el lugar perfecto”, dijo Shoshanna a Breaking Israel News. “Para nosotros, eso significaba un lugar hermoso. Vivíamos en algunos lugares hermosos, pero siempre estábamos inquietos. Si alguien decía: ‘deberías visitar este lugar’, arrancamos raíces e íbamos a vivir allí”.

En un momento de sus andanzas, vivían en una choza en un bosque en Colorado. Sin electricidad ni agua corriente, su entretenimiento se limitaba a leerse a la luz de las velas. En el invierno, una tormenta de nieve masiva enterró su cabaña, atrapándolas adentro.

Tenían abundante suministro de leña y suficiente comida y agua, pero habían leído todos sus libros. Después de tres días de estar atrapados, la fiebre de la cabina comenzó a asentarse. En su desesperación, comenzaron a leer la Biblia que llevaban en su viaje pero que nunca habían leído.

“Esto nos sorprendió. Cada vez que leíamos esto, sabíamos que era una invitación a ir a la tierra de nuestros antepasados ​​y ayudar a construir nuestra patria. No sabíamos nada de Israel, pero sonaba como nuestro tipo de lugar. Pensamos que podría conseguir un burro y un carro y pasear como Avraham y Sarah”.

El mensaje fue claro, pero a los Harraris les llevó varios años terminar de vagar. Vagaron hacia el este, viviendo en Vermont por un tiempo. Una noche, ambos se despertaron con la clara sensación de que tenían que seguir adelante. Al día siguiente, se fueron, cruzando el Océano Atlántico.

Unos meses más tarde, estaban viviendo en un tipi en Portugal cuando el mensaje de medianoche llegó a ellos una vez más. Condujeron hacia Israel, llegando a Grecia en 1982. En un capricho, fueron a la oficina de boletos para una línea de envío y descubrieron que el próximo barco a Israel se iba en una hora. No dudaron, saltando a bordo de inmediato. No muchos días después, aterrizaron en Israel.


Las vacaciones arreglaron el asunto: estaban en casa. Finalmente, los Harrari se establecieron en Tiberíades, a orillas del Kinneret (Mar de Galilea), donde Micah montó una tienda de carpintería. Shoshanna siempre había querido un arpa por alguna razón que ella no entendía del todo.

“Soy la hija de un Kohen, así que estoy seguro de que hay alguna conexión antigua”, explicó Shoshanna.

Micah era un luthier entrenado y artesano de instrumentos musicales, pero debido a su estilo de vida nómada, nunca había tenido la oportunidad de trabajar en el campo. Tal vez inspirado por el Kinneret, cuyo nombre significa ‘arpa’, le anunció a su esposa que había llegado el momento de que él cumpliera su sueño musical.

Tal proyecto requirió preparación e investigación. Las únicas arpas con las que estaban familiarizadas eran las que se usaban para tocar música clásica. Se enteraron de que los arqueólogos habían descubierto dibujos rupestres de un arpa en Megiddo. Se creía que los dibujos tenían 3.000 años de antigüedad, lo que significa que la lira Megiddo habría sido el instrumento que el joven David jugó para calmar al atribulado rey Saúl.

“No teníamos idea de que nadie había hecho un arpa como esta en 2,000 años”, dijo Shoshanna. “Cuando empezamos a hacer arpas, no pensamos que a nadie le gustaran las arpas. Pero sabíamos que íbamos a hacerlo de todos modos”.

ea30b9141d53d29312b7e0f9f3112d5b

El primer arpa tardó mucho tiempo en reunirse, pasando meses más como un trozo de madera en su sala de estar que como un potencial instrumento musical digno de adornar el Templo. Una reunión al azar en 1984 con un escritor de The Jerusalem Post dio como resultado un artículo sobre el proyecto de arpa David de Harrari. El artículo generó un interés inesperado y se inició el Proyecto Arpa.

Como resultado del artículo, fueron contactados por el rabino Yisrael Ariel, fundador del Instituto del Templo.

“Nos dijo que algún día habría un Templo y que habría que tener arpas listas para el servicio del Templo”, dijo Shoshanna.

El Rabino Ariel inmediatamente encargó un arpa para el Instituto del Templo con la intención de que fuera utilizada en el Tercer Templo. Más investigaciones revelaron que el Templo tenía tanto nevel (arpa) como kinor (lyre). Cuando llegaron las donaciones, el Instituto del Templo encomendó más arpas a los Harraris.

Justo antes de Pesaj, Shoshanna se llenó de otra inspiración.

“Miré a mi alrededor y me di cuenta de que todo lo que traía geula (redención) era realmente conmovedor. Sentí que las personas deberían saberlo, en caso de que quisieran ser parte de él”.

Los Harrari decidieron crear un video que representa el papel del arpa de David en geula inspirado en los Salmos.

Junto a los ríos de Babilonia, allí nos sentamos, sentados y llorando, mientras pensábamos en Tzión. Allí, en los álamos, colgamos nuestras liras, porque nuestros captores nos pidieron canciones, nuestros torturadores, para divertirnos: “Cántanos una de las canciones de Tzion”. ¿Cómo podemos cantar una canción de Hashem en tierra extraña? Salmos 137: 1-4

“Como ibamos al exilio en Babilonia, lo último que vimos fueron las arpas del Templo colgando de los árboles”, dijo Shoshanna. “Los judíos rezaron para que un día, los judíos volvieran y tomaran el arpa de los árboles. Todo el propósito de la música solía ser conectar con Hashem. Queríamos traer esto de vuelta al mundo”.

Este se convirtió en el tema del video, que representa el cumplimiento de esas oraciones. Se toma un arpa de un antiguo sauce y se lleva a Jerusalén con canto y alegría.

Aparentemente, el interés en el arpa de Temple es fuerte ya que más de 30,000 personas han visto el video en la página de Harrari en Facebook.

El Proyecto Temple Harp (Arpas para el Templo) es un esfuerzo continuo sin fines de lucro para crear arpas y liras para el Tercer Templo. Puedes ver el vídeo aqui:

 

Fuente:

http://www.prophecynewswatch.com/article.cfm?recent_news_id=2509

Un comentario en “El Proyecto Arpa del Templo: otro paso para reconstruir el templo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s